Elige montura según tu tipo de rostro Looks y tendencias

Elegir unas gafas de sol siempre es una tarea difícil cuando no tenemos claro lo que estamos buscando. Siempre surgen dudas o nos dejamos llevar por comentarios o sugerencias de amigos, familiares, esa modelo que vimos en internet y llevaba unas gafas monísimas…

Lo cierto es que la elección se complica por la cantidad de modelos que podemos encontrar en el mercado hoy en día, más ligeras, más anchas o finas, de colores, de madera, de materiales reciclados, de terciopelo… las opciones son infinitas. Por ello, te desvelamos el truco para acertar a la hora de elegir tu montura: la forma de tu rostro.

Identifica tu rostro

Las gafas son un complemento más de nuestro estilo y, además de cuidar nuestra salud visual, son un elemento de moda. Pero no por ello debemos seguir las modas y tendencias del momento y pensar que cualquier tipo de gafas nos sienta bien, debemos adaptar las tendencias a lo que sabemos que nos favorece.

Es muy difícil que un mismo modelo de gafas le siente bien a todos, cada rostro es único y parecerá más atractivo con una montura u otra. Para ayudarnos en la elección de la montura perfecta el primer paso es identificar la forma que tiene nuestro rostro.

A pesar de que la mayoría de las caras son una combinación  de formas, existen siete formas básicas por las que se suelen clasificar los rostros.

Rostro redondo

Podrías determinar que tu rostro es redondo si los rasgos definidos de tu cara son: frente ancha, mandíbula redondeada y barbilla poco pronunciada o redonda. Estos rostros son prácticamente circulares, los bordes de la frente son redondeados y las mejillas suelen ser llenas.

También dan aspecto de rostro redondeado las cejas en forma de arco si la cara es ancha. Esto junto con una nariz más bien pequeña y la boca no muy grande hace que se determine un rostro como redondo.

Objetivo: alargar el rostro y estrecharlo para afinar rasgos.

Este tipo de rostros debe apostar por:

  • Monturas de formas estrechas y líneas horizontales o rectangulares que adelgazan y estilizan.
  • Otra opción son las gafas con puentes transparentes que otorguen espacio entre los ojos.
  • Las monturas con diseños ascendentes para llamar la atención sobre la mitad superior del rostro.
  • Las gafas con varillas sobre la parte superior de la montura sirven para añadir longitud.
  • Gafas de estilo mariposa son una opción muy apropiada.

Deben evitar:

  • Gafas pequeñas o que no respeten proporciones.
  • Monturas pequeñas, muy redondeadas o que acentúen la anchura del rostro.

Rostro ovalado

Son caras donde las mejillas dominan el rostro y la mandíbula es más corta que la frente. Debido a estos rasgos se suelen considerar los rostros perfectos por estar proporcionados y destacar las partes idóneas del rostro.

Objetivo: mantener su equilibrio, simetría y proporcionalidad.

Este tipo de rostros debe apostar por:

  • Monturas que estén sigan la proporción con la parte más ancha del rostro, las mejillas.
  • Diseños con formas medianas, ni muy anchos ni muy estrechos.
  • Las monturas de formas cuadradas, rectangulares y/o geométricas para que añadan ángulos a las siluetas curvas.

Deben evitar:

  • Monturas demasiado grandes o desproporcionadas que recarguen la harmonía del rostro.

Realmente cualquier estilo de gafa es ideal para los rostros ovalados. Sólo se debe prestar atención a que no se rompa la harmonía ni las proporciones.

Rostro rectangular

Los rostros de tipo rectangular o alargados tienen la frente larga y estrecha, los pómulos suelen ser altos, la mandíbula estrecha y a veces la barbilla es algo más alargada.

También dan aspecto de cara rectangular las cejas horizontales sobre ojos algo caídos.

Objetivo: suavizar y acortar las dimensiones del rostro largo y angular.

Este tipo de rostros debe apostar por:

  • Monturas de tendencia ascendente o con decoraciones en la parte superior para disminuir la sensación de cara larga.
  • Monturas con diseños que jueguen con la profundidad no con la anchura.
  • Los puentes bajos para que dé sensación óptica de acortar la nariz
  • Monturas tipo Wayfarer o Aviador

Deben evitar:

  • Diseños que enfaticen la longitud o con detalles verticales.
  • Monturas muy pequeñas y desproporcionadas respecto el tamaño del rostro.

Rostro triangular

Los rostros triangulares suelen tener una frente estrecha, la mandíbula más ancha y las mejillas bastante marcadas.

También dan sensación de cara triangular las cejas cortas, delgadas o muy juntas.

Objetivo: Minimizar la anchura de la mandíbula y enfatizar los ojos y la mitad superior del rostro.

Estos rostros deben apostar por:

  • Monturas con formas acentuadas en la zona de las mejillas.
  • Medias monturas o monturas completas pero gruesas en la parte superior que acentúen la parte superior del rostro y sean harmónicas con la anchura de la mandíbula.
  • Monturas bi-color, con colores o estampados destacados en la mitad superior.

Deben evitar:

  • Monturas con patillas en la parte inferior de la montura, ensanchan la mandíbula
  • Monturas estrechas o poco proporcionadas con sus mejillas marcadas y mandíbula pronunciada.

Rostro de triángulo invertido o forma de corazón

Son caras cortas donde predomina la frente ancha y los pómulos también anchos a cada lado del rostro. Normalmente, la mandíbula es estrecha y la barbilla suele acabar en punta.

También dan sensación de rostro de triángulo invertido las cejas curvadas y muy ascendentes.

Objetivo: Maximizar  la anchura del mentón  y enfatizar la zona de los ojos.

Estos rostros deben apostar por:

  • Monturas anchas en la parte inferior del diseño que acentúen la mitad inferior del rostro.
  • Colores y materiales suaves.
  • Formas redondeadas y monturas estrechas que suavicen la frente predominante.
  • Monturas con patillas situadas lo más bajo posible de la estructura.

Deben evitar:

  • Diseños con elementos decorativos en la parte superior.
  • Monturas o patillas decoradas que centren la atención en la parte superior del rostro.

Rostro en forma de diamante

Son rostros con frente estrecha, barbilla corta y en ocasiones en punta. Además, entre la frente y la barbilla de este rostro destacan los pómulos anchos y marcados.

Otros rasgos suelen ser comunes de este tipo de rostro, por ejemplo cejas caídas, boca estrecha y labios delgados.

Objetivo: enfatizar la zona de la mirada sobre los pómulos para dar la sensación de que están más elevados.

Estos rostros deben apostar por:

  • Monturas con motivos o decoradas en la parte superior.
  • Formas ovaladas o de tipo mariposa.

Deben evitar:

  • Monturas estrechas o demasiado horizontales que resalten la zona de los ojos y pómulos.

Rostro cuadrado

Estos rostros tienen la frente y la mandíbula anchas y de líneas cuadradas, con más o menos el mismo ancho de los pómulos.

También da sensación de rostros cuadrado el tener las cejas prominentes, horizontales y la boca grande.

Objetivo: suavizar rasgos y alargar el rostro.

Este tipo de rostros deben apostar por:

  • Monturas estrechas o de marco pequeño.
  • Monturas con diseño oval o redondas.
  • Monturas cuyas patillas están en la parte central de la estructura o en la parte superior.

Deben evitar:

  • Formas geométricas o cuadradas marcadas, porque acentúan los ángulos de la cara.
  • Gafas con patillas que surgen en la parte inferior de la montura.
  • Monturas bicolor o estampadas donde los colores vivos estén en la parte inferior de la estructura.

¡Seguro que si sigues estas directrices, cuando elijas la montura ideal sabrás cómo escoger! Cuéntanos qué monturas prefieres y cómo te sientan.

No votes yet.
Please wait...

Comentarios

  1. […] todas formas, recuerda que cada hay unas gafas de sol para cada tipo de rostro y que, independientemente de las tendencias, lo más importante es que te sientas a gusto con […]

    No votes yet.
    Please wait...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *